PSICOCREATIVIDAD LA CREATIVIDAD ES LA CIENCIA DEL ALMA

La posibilidad de tocar en un tambor lo que uno siente, escribirlo, pintarlo, bailarlo.
Trabajarlo junto a la gubia en la madera, regarlo en la huerta, plantarlo, verlo crecer, verlo vivir, verlo morir y renacer. Quemarlo. Cocinarlo con canela. Escucharlo en un CD o en el silencio.
Decirlo, hablarlo, expresarlo, jugar. Dejar que sea lo que es: de tantas formas.

¿QUE ES PSICOCREATIVIDAD?

“Psicocreatividad” es el resultado del encuentro de dos procesos: el creativo y el psicológico. La persona o el grupo, acompañados por el coordinador, comienzan una nueva aventura desde y hacia sí mismos, hacia los demás, y hacia el entorno, a través de diferentes actividades creativas.
En este proceso se invita a desaprender algunos juicios como: “lindo” versus “feo”, “bueno” versus “malo”, “saber” versus “no saber”, entre tantos otros que fuimos construyendo a medida que intentábamos adaptarnos a la cultura actual: de consumo, competencia, tecnicismos, velocidades vertiginosas. Cultura que fragmenta cuerpos e intenta mantener individuos ignorantes respecto de su sensibilidad.
Aquí se propone dejar a un lado los aspectos “técnicos” para dar lugar al misterio y a la entrega, al juego, a la conexión más profunda con nosotros mismos, con los demás, con el entorno y con aquello que nos trasciende. El acceso a espacios desconocidos para el yo, a través de la entrega en lo creativo, que invita a romper las formas estereotipadas de comunicación para inventar, reinventar, aprender, descubrir, encontrar, nuevas formas. Infinitas formas.
Se trabaja para incluir los diferentes aspectos que aparecen en la persona, en la materia, en el grupo, en el coordinador, en el entorno, en lo vincular. Se busca generar un espacio de contención para poder realizar una vivencia de inclusión también de aspectos tales como: lo difícil, lo incómodo, lo tímido, lo doloroso, etc. Invita a transitar lo que consideramos nuestra luz pero también nuestras sombras. Poder sostener la tensión entre ser fiel a uno mismo y, a la vez, permanecer abierto al cambio.
Cada taller está guiado por un cuento del libro: “Mujeres que corren con los lobos”, de Clarissa Pinkola Estés. Trabajamos “desde” el cuento, como disparador de las diferentes actividades creativas y terapéuticas.
Los talleres de psicocreatividad tienen el principal propósito de adentrarse y recorrer caminos con corazón. Este propósito abre múltiples posibilidades, ya que como dice Castaneda: “…cualquier cosa es un camino entre cantidades de caminos. Por eso uno debe tener siempre presente que un camino es sólo un camino (…) ¿TIENE CORAZÓN ESTE CAMINO? Todos los caminos son lo mismo: no llevan a ninguna parte, pero uno tiene corazón, y otro no…

EN QUE CONSISTEN LOS TALLERES DE PSICOCREATIVIDAD.

Cada taller tiene un ritmo singular que es generado en el “aquí y ahora” de cada encuentro, pero en general hay tres momentos que proporcionan un marco de armonía y contención, además de profundización en el trabajo:
1. Caldeamiento: Relajación, visualización, invocación, movimiento corporal.
2. Trabajo creativo en base a una propuesta diferente en cada encuentro.
3. Compartir aquello que sucedió durante la experiencia (vivencias personales, emociones, producciones, etc.).

CONTENIDOS

Cada taller tiene relación con uno de los capítulos del libro “Mujeres que corren con los lobos”, de Clarissa Pinkola Estés. Es el punto desde el cual partimos. Las actividades creativas de cada encuentro están en relación con la temática del capítulo del cuento por el que estemos transitando.
Algunas de las actividades creativas posibles para trabajar son: música, artes plásticas, escritura, danza, teatro, psicodrama, máscaras, títeres, artesanías, clown, acrobacia, tejido, artes marciales, expresión corporal, fabricación de instrumentos musicales, cocina, trabajos en huertas, construcción con adobe, y otras.
La diversidad de las actividades permite evitar estereotipos en las modalidades de expresión, porque cada una de ellas despierta diferentes reacciones y efectos.
También se realizan convivencias donde se trabaja de forma intensiva con diferentes actividades creativas, compartiendo comidas, hospedaje y vivencias.

¿POR QUE USAMOS EL LIBRO “MUJERES QUE CORREN CON LOS LOBOS”?

Clarissa, en cada capítulo de su libro, aborda diferentes temáticas, como por ejemplo:
• La temática de la “intuición”, a través del cuento Vasalisa la Sabia.
• El “depredador interno y externo”, a través de Barba Azul.
• La “pareja sagrada”, a través de Mujer Esqueleto
• La “familia y la pertenencia”, a través de Patito Feo
• La “reconexión con lo salvaje”, a través de La Loba.
•Etc…
Cuento a cuento, va relatando la vivencia de diferentes personajes que atraviesan acontecimientos arquetípicos. En este sentido, es probable que no nos sean ajenos ninguno de éstos y que, por el contrario, en cada capítulo podamos resonar con los diferentes personajes y las temáticas que atraviesan cada uno de ellos.
Otro punto muy interesante es que, luego de cada relato, Clarissa nos ofrece una interpretación muy profunda de cada símbolo, personaje y suceso del cuento. Esto nos permite observar desde múltiples ángulos los detalles de cada relato, y tomar la riqueza que aportan.
El hilo o eje conductor de los antiguos relatos del libro es “LA RECUPERACIÓN, A TRAVÉS DEL ARQUETIPO DE LA MUJER SALVAJE, DE LAS MANERAS Y LOS MEDIOS DE LA NATURALEZA SALVAJE FEMENINA MÁS PROFUNDA”.
Habla de la “mujer” salvaje y habla de lo “femenino” salvaje. Como bien sabemos, no es lo mismo ya que la primer palabra (mujer) remite al sexo, mientras la segunda (femenino), al género. Cuando Clarissa habla de aspectos femeninos, se refiere a ellos tanto en hombres como en mujeres, y yo quisiera -me parece sumamente necesario- agregar que los plantea bajo una mirada también arquetípica del término, por lo cual propongo, para comenzar a trabajar, dejar bien en claro que es “sólo una mirada arquetípica” y no una mirada fija ni absolutista. Así entonces, podemos partir cuestionándonos, antes de abordar el término “salvaje”: ¿qué es ser mujer? ¿qué es “femenino”?
Por otra parte, Clarissa habla de la forma en que la Mujer Salvaje regresa a nosotras. Dice: “…Viene a través del sonido, a través de la música, a través del tambor, del silbido, de la llamada y del grito. Viene a través de la palabra escrita y hablada; a veces, una palabra, una frase, un poema o un relato es tan sonoro y tan acertado que nos induce a recordar, por lo menos durante un instante, de qué materia estamos hechas realmente y dónde está nuestro verdadero hogar…”
“…Trato de conferir fuerza a mis pacientes, enseñándoles antiquísimos oficios manuales… entre ellos, las artes simbólicas de la creación de talismanes, las ofrendas y los retablos (…) El arte es importante, pues evoca las estaciones del alma (…) El arte no es sólo para una misma, no es un jalón en la propia comprensión. Es también un mapa para las generaciones venideras (…) El arte de las preguntas, el arte de los cuentos, el arte manual, son todos productos de algo y este algo es el alma. Cada vez que alimentamos el alma, garantizamos su desarrollo…”
La vieja bruja, para Clarissa Pinkola Estés, vive entre dos mundos (el racional y el mítico), y para poder captar los matices de ese espacio entre los mundos (y que no se nos escapen) hay que utilizar la poesía, la música, la danza y los cuentos. Toda mujer tiene potencialmente acceso al “Río bajo el Río”. Llega allí a través de la meditación profunda, la danza, la escritura, la pintura, la oración, el canto, el estudio, la imaginación activa o cualquier otra actividad de conciencia ampliada. Llega por medio de actos profundamente creativos y del culto de cualquiera de las artes.
Por eso considero al Arteterapia, como una de las corrientes terapéuticas más acertadas para el trabajo con este libro.

MODALIDADES

Diferentes modalidades de participación:
a. Un encuentro intensivo al mes (sábado o domingo), de 6 hs. Los encuentros serán teórico-prácticos. Lo teórico consiste en construir entre tod@s un debate de los distintos capítulos del libro “Mujeres que Corren con los Lobos”, y en la parte práctica llevaremos estas temáticas a la experiencia vivencial, a través de actividades creativas. En cada encuentro se trabajará con un capítulo del libro.
b. Dos encuentros al mes (quincenales), de tres horas cada uno. Los encuentros serán teóricos y prácticos, intercaladamente. En los teóricos, construiremos entre tod@s un debate de los distintos capítulos del libro “Mujeres que Corren con los Lobos”, y en los encuentros prácticos llevaremos estas temáticas a la experiencia vivencial, a través de actividades creativas, especialmente pensadas para cada capítulo.
c. Convivencias: En el transcurso del año, se invita al grupo a vivir una experiencia de dos días, con alojamiento y comidas incluidas, en un espacio alejado de la ciudad, en contacto con la naturaleza. En esta experiencia la persona o grupo podrá compartir la propuesta de psicocreatividad acompañada a una vida comunitaria.

Los talleres duran 3 años. Dos años de recorrido y estudio de todos los capítulos del libro “Mujeres que Corren con los Lobos”, y un año de profundización y prácticas que el grupo comienza a auto-gestionar.
La cantidad de participantes para el taller de psicocreatividad es variable. Puede ser una cantidad mínima, es decir, una experiencia individual del participante con el coordinador, o alcanzar un máximo que dependerá de las condiciones funcionales del espacio, tiempo, grupo y coordinador.

Lic. Inés Cantilo

Lic. Inés Cantilo

Psicóloga y Arte terapeuta
Teléfono: (11) 21688194
Mail: psicocreatividad@gmail.com